Ordenar nuestra matriz de pensamiento a la hora de empujar el proyecto nacional

El Editorial de El Consultorio del Dr Militancio Rodriguez (16/09/20)

...Nos quedamos con el disparador de la discusión y son años de no hacer construcción política en función del proyecto nacional, entonces lo que empujan lo/as compañero/as, las que han persistido en el tiempo, son las construcciones de sector. Y las construcciones sector tienen objeto claro y quienes vienen de tal o cual trayectoria de sector empujan lo suyo; los de Derechos Humanos, los de las nuevas concepciones de género, el ambientalismo, la política gremial, todos ellos son política de sector. Y valen.

Es decir, el trabajador de la construcción gremial pelea por condiciones de trabajo, salario, la ambientalista pelea contra el extractivismo, las de género pelean contra la discriminación, contra la violencia de género, los de DDHH por las libertades y garantías y contra la violencia institucional y todos estos intereses son legítimos.


Pero qué pasa? No contemplan al sector de al lado. Entonces se convierten discusiones qué son de resolución, porque son contradicciones secundarias hacia dentro del movimiento, en antagónicas, esto es que se las defiende y se las empuja como antagónicas. Pero no lo son. Hay que aprender a completarnos.


Una definición de justicia clásica es “la justicia es dar a cada uno lo que es debido". Cuando hay posibilidad de síntesis quiere decir que lo podemos resolver. Podemos completar todas esas ideas en un proyecto, pero cuando son antagónicas, las contradicciones, entonces sí tenemos un problema. Si alguien dice que “hay que defender a Videla por cómo terminó con la subversión homicida, homosexual y drogadicta”, etc, ahí sí tenemos una contradicción antagónica. Ese que dice eso, no entra dentro del proyecto nacional. Pero las demás, hay que buscarle políticamente la respuesta a cada caso y lo que podemos disentir en tal o cual funcionario, tal o cual política de gestión, opinamos, decimos “no me gusta, me cayó mal” pero son discusiones tácticas, no son discusiones que no se puedan saldar dentro del movimiento.

Tenemos que aprender a bajarnos de los caballos. Todos y todas. Tenemos que tener siempre presente dentro del movimiento que uno es el sapo del otro. Es decir, cuando decimos “uy, nos tenemos que comer este sapo”, para el otro lado, también somos un sapo, somos un sapo para el otro. Menos omnipotencia.

Construir el NOSOTROS. De eso se trata, construcción política, matriz de pensamiento, aprender a discutir, aprender a discurrir entre nosotres.

Cuando apareció el tema de género, en el cual yo tuve mucha fricción con lo/as compañero/as del territorio y salió Cristina F. de Kichner a saldar, me acuerdo en Ferro, cuando dijo: “Sí, están los pañuelos verdes, pero también existen los pañuelos celestes”.

O sea que hay que educarse unos a otros, unas a otras. Nos tenemos que educar en las necesidades, en las certezas de cada uno, transferir al otro con honestidad intelectual, pero recordando siempre que también somos sapos del otro.


El Consultorio del Dr. Militancio Rodríguez | Miércoles 18 a 20hs
bajate app.gif

© 2015-2020 · RADIO CON AGUANTE 

Todos los derechos reservados

ROMPECABEZAS

COOPERATIVA DE CONTENIDOS

Las opiniones o juicios vertidos en éste espacio, por entrevistados, columnistas, oyentes o seguidores de Radio Con Aguante, son de exclusiva responsabilidad de quienes las expresen.

No representan necesariamente el pensamiento, ni la línea editorial del medio.

  • Facebook - círculo blanco
  • Twitter - círculo blanco
  • Instagram - Círculo Blanco
  • YouTube - círculo blanco
  • RSS - Círculo Blanco