El dique cedió, y la inundación llegó a los reductos menos pensados

Ayer hubo una conferencia de prensa que sacudió las estructuras y hoy se instaló una realidad poderosa: ni los portales de los principales medios de comunicación ni la pantalla de los canales de aire, incluyendo los programas que están más habituados a operar sobre el sentido común de la sociedad, pudieron hacerse los distraídos frente a la denuncia por delito sexual agravado que hizo anoche el colectivo de actrices argentinas organizadas. Ya no hubo lugar, como sí lo había habido no hace mucho tiempo atrás, para titubeos y defensas solapadas que intentaban salvaguardar la integridad moral del opresor sexual.


Anoche, durante la apertura de Showmatch, Marcelo Tinelli y Florencia Peña reivindicaron el valor de la denuncia de Thelma Fardín: con esto no estamos queriendo decir que Tinelli se ha transformado de pronto en referente feminista; lo que queremos señalar es que, a raíz de esta denuncia colectiva, quedó en evidencia que la resistencia de las mujeres organizadas frente a la violencia machista se está derramando definitivamente sobre el mantel del sentido común hegemónico, esa muralla tan difícil de derribar.



El dique cedió, y la inundación llegó a los reductos menos pensados, como son el portal de La Nación o la bajada de línea de Showmatch. Cada vez hay menos margen para hacernos los sonsos. Las estructuras de la sociedad están siendo desmoronadas, y el agua sigue creciendo.

bajate app.gif
BANNDisplay_CuidarteEsCuidarnos_728x90.j