El GCBA insiste con el inicio de clases presenciales

Documento presentado por el Colectivo Vacantes para Todxs en las Escuelas Públicas


El gobierno presentó un "borrador" de protocolo y en el mismo continúa insistiendo con la vuelta a la presencialidad en un contexto de más de 1200 contagios diarios en la Ciudad de Buenos Aires y con un 60% de ocupación de camas de UTI en el AMBA. En medio de esta situación, el gobierno sigue sin garantizar condiciones básicas para la aplicación de los protocolos que elaboran las propias autoridades sanitarias.


El protocolo rompe el sistema de burbujas como medida de cuidado y plantea la asistencia del grado completo. Esto implica que unx mismx docente deba participar en varios grados a cargo, como se hacía habitualmente sin pandemia. En gran parte de las escuelas, las dimensiones de las aulas no permiten el distanciamiento de 1,5 m si se pretende el ingreso de la totalidad de la matrícula. Y debemos que el distanciamiento debería ser de 2 metros como mínimo para garantizar la efectividad de la medida de cuidado.


Además, deja librada a cada escuela y conducción la organización espacial de los grados/cursos y deslindan su responsabilidad en los equipos de conducción escolares que deberán ser las que dictaminen si hay o no condiciones y aclara que deben garantizar que se cumpla el mínimo de presencialidad de lunes a viernes y 3hs (nivel inicial) y 4hs los otros niveles. Es decir, las escuelas jornada simple estarían volviendo a la normalidad, como si la pandemia no existiera.


A esto se suma que muchas de las escuelas no poseen la necesaria ventilación (ventilación cruzada puerta-ventana máxime cuando se está pensando la vuelta en una época de altísimas temperaturas) y no se han realizado las suficientes obras ni adecuaciones de infraestructura para adaptar espacios, mobiliarios y baños.


Tampoco se ha contratado a la fecha el más personal auxiliar de limpieza en función de la cantidad de secciones que tiene cada escuela; solo se plantea la dotación de cuadrillas que rotarían de una escuela a otra y sabemos que el personal que han tomado en los últimos meses es contratado a través de empresas privadas, de forma precarizada.


Si bien fue tomada nuestra propuesta de realizar testeos al personal educativo de manera sistemática, para poder hacer un seguimiento exhaustivo de posibles casos asintomáticos, hasta el momento dicen que deberían asistir a dos centros de testeo. ¿Qué día y a qué hora se haría si hay que ir a la escuela a cumplir la jornada completa? ¿Habrá que atravesar la Ciudad completa en transporte público para testearse? ¿Van solo lxs docentes, estudiantes y familias, no?


La insistencia en que lxs docentes, familias y estudiantes retomen sus tareas habituales haciendo de cuenta que la pandemia no existe, implica que lxs docentes deban viajar diariamente de una escuela a otra y estar en contacto con cientos de estudiantes por día. Por ejemplo, en el caso de lxs docentes curriculares, de Media y Terciarios que pueden llegar a tener 6 o 7 cursos de 30 o 40 estudiantes cada uno en 4 o 5 escuelas distintas. Esto aumenta la exposición al virus y la posibilidad de multiplicar los contagios.


Tampoco se da respuesta al problema del transporte. El gobierno insiste en que estudiantes, docentes y personal usen transporte público, siendo absolutamente inviable el sistema de supuesta prioridad que plantean. Un gobierno que deja más de 15 mil niñxs sin vacante y muchas veces las asigna a las de 3 o 4 kilómetros del domicilio plantea que se reemplace el transporte público por caminatas y bicicletas. Recordemos que vaciaron también el sistema de préstamo de bicicletas y que ahora dan un tiempo muy limitado de uso gratuito y luego cobran. Además de que muchas estaciones están fuera de servicio y hay pocas bicicletas.


El protocolo llega al absurdo de plantear que cuando no existan las condiciones para mantener el distanciamiento se deben extremar las demás medidas. ¿Lxs niñxs estarán amontonadxs en aulas de mínimas dimensiones pero con doble barbijo? ¿Nos ponemos el doble de alcohol en gel?


Nos preguntamos ¿quién proveerá de barbijos, mascarillas, jabón líquido, toallas de papel en los baños, alcohol en gel después de las fotos de la primera semana? Sabemos que la política de este gobierno siempre es la de recorte y que de ninguna forma garantizarán elementos de higiene, nunca lo hicieron, ¿por qué lo harían ahora que demuestran abiertamente que nuestras vidas no les importan?


El gobierno debería garantizar condiciones para la vuelta a la presencialidad de manera segura, en caso de que la situación epidemiológica lo permita y que tengamos también un cronograma certero de vacunación que garantice como mínimo un 60% de inmunidad de la población para que baje la circulación del virus comunitaria.


Exigimos:


- Teletrabajo para madres y padres con niñxs menores de 14 años.


- Ampliación de la planta docente para garantizar grupos reducidos y un sistema mixto de presencialidad y virtualidad en grupos reducidos, con los que se pueda garantizar el distanciamiento mínimo.


- Para Nivel Inicial es descabellado lo que plantean. Para bebés y niñxs de 45 días a 4 años no hay ninguna medida posible de cuidado porque exploran todo con el gusto y el tacto. Es irrisorio el protocolo para las salas de maternal, claramente escrito por personas ajenas al nivel sin ningún tipo de conocimiento del mismo.

De 4 a 8 años es sumamente difícil también evitar el contacto físico entre pares, que eviten tocar objetos o jugar a distancia.

En estos casos los grupos debieran de aún más reducidos y garantizar la virtualidad a través de la entera de dispositivos.


- Obras de infraestructura que garanticen la suficiente ventilación y espacio de circulación de estudiantes y docentes, suficiente cantidad de sanitarios, todos los servicios básicos funcionando, mosquiteros y control de plagas antes de iniciar las clases presenciales.


- Deben ser eximidxs de asistir presencialmente quienes sean personas de riesgo, quienes conviven con familiares de riesgo y quienes tienen hijxs en edad escolar que deberán adaptarse a sus horarios y por contacto con varias burbujas.


- Personal auxiliar de limpieza extra permanente e insumos suficientes, control de estado de higiene por parte de la comunidad, que las clases puedan suspenderse en caso de que la escuela no se encuentre en condiciones sin trámite burocrático alguno.


- Transporte escolar para docentes y estudiantes.


- Equipos y conectividad para docentes y estudiantes.


A la grave situación sanitaria se suma que el gobierno no da respuesta al reclamo salarial que, como todos los años, lejos de resolverse con suficiente anticipación ni siquiera se ha comenzado a discutir.


Nos obligan básicamente a deconstruir los aprendizajes de medidas de cuidado que hemos construido con mucho esfuerzo todo el año parado. Nos obligan a abandonar las medidas que nos sirvieron a muchas familias hasta el momento para mantenernos a salvo del contagio y a enfermarnos contra nuestra voluntad y enfermar a nuestrxs niñxs.


Hoy más que nunca debemos unirnos para gritar bien fuerte y todxs juntxs que nuestra salud es lo más importante que tenemos, que ningún gobierno puede obligarnos a sacrificar nuestra salud y la de nuestrxs hijxs para sus campañas electorales.

bajate app.gif
BANNDisplay_CuidarteEsCuidarnos_728x90.j
  • Facebook - círculo blanco
  • Twitter - círculo blanco
  • Instagram - Círculo Blanco
  • YouTube - círculo blanco
  • RSS - Círculo Blanco

Las opiniones o juicios vertidos en éste espacio, por entrevistados, columnistas, oyentes o seguidores de Radio Con Aguante, son de exclusiva responsabilidad de quienes las expresen.

No representan necesariamente el pensamiento, ni la línea editorial del medio.

© 2015-2021 · RADIO CON AGUANTE 

Todos los derechos reservados