Stella Calloni: “La ofensiva contra Vladimir Putin es parte de una guerra sucia”

Stella Calloni es una periodista y escritora argentina de amplia trayectoria, referencia ineludible en análisis geopolítico y de conflictos internacionales. Consultada por la guerra desatada en Europa del Este, no dudó en sacarle al presidente ruso el traje de victimario, a la vez que señaló a Estados Unidos e Inglaterra como los artífices de un conflicto bélico que amenaza con escalar. Lamentó, por otra parte, las expresiones oficiales del gobierno argentino conducido por Alberto Fernández.



Joe Biden y Boris Johnson comenzaron esta guerra, movilizando tropas de la OTAN y violando el pacto de no extenderse hacia el este. Están haciendo un desastre en Europa, desconociendo los tratados y mandando a rodear Rusia con bases militares y armas nucleares. ¿Qué hace Inglaterra ahí? ¿En qué les compete la cuestión entre Rusia y Ucrania? La OTAN se ha transformado en gendarmería y fuerza de despliegue: lo ha demostrado invadiendo territorios como Irak, Yugoslavia, Afganistán, Libia, Siria”. La periodista incita a pensar qué pasaría si fuera Rusia quien apostara tropas en la frontera mexicana, sobre el Río Bravo. Ella misma ofrece una respuesta: el ejército norteamericano arrasaría todo México, y aprovecharía la volteada para controlar territorialmente a algunos vecinos molestos de América del Sur. “¿Por qué nunca pasa nada en los Estados Unidos? Países enteros arruinados, incluyendo parte de Europa, tras la Segunda Guerra Mundial. Sin embargo, en los Estados Unidos parece estar todo tranquilo”.


“No me gustó el comunicado de Cancillería, haciendo un llamado para que Rusia deponga las armas y se retire de Ucrania. ¿Por qué habría de hacer eso, si están defendiéndose del ataque perpetrado por la OTAN? Y, en todo caso, ¿por qué tiene que ser Argentina quien alce la voz? Muchos otros países optaron por permanecer en silencio frente a los acontecimientos”. Explica que incluso pudo haberse producido un comunicado más neutral, llamando a retomar el diálogo, pero nunca en este tenor, como si nuestro gobierno estuviera retando a Rusia, menos aún tras haber firmado acuerdos bilaterales que son relevantes para la economía nacional. “Argentina no puede dar estos tropiezos”, concluye Stella, y subraya que la ofensiva contra Putin es parte de una guerra sucia que tiene como cómplices a los medios de comunicación hegemónicos, “que han dejado de ser medios informativos, porque se han transformado en un arma de guerra”.


Escuchá la nota completa acá:


bajate app.gif
lOGO REDONDO1.png